Pagar un negocio con tarjeta de crédito, ¿es buena idea?

Para nuevos emprendedores puede ser muy fácil ir pagando los primeros gastos de su microempresa con la tarjeta de crédito personal. De hecho, 4 de cada 10 emprendedores empiezan de esa forma. Sin embargo, nosotros estamos convencidos de que no es la mejor manera para hacerlo. Cierto es que financiar un pequeño proyecto es difícil y súper necesario, pero esa no es la forma de usar una tarjeta de crédito. Tarjetas de crédito: ¿qué tipo de deudor eres?

Hay varios riesgos que corres si empiezas a financiar tu negocio con tu tarjeta de crédito; uno de ellos, y probablemente el más obvio, es combinar las deudas de tus gastos personales con los gastos de tu microempresa. Es un gran riesgo porque pierdes el control total que tienes sobre tus deudas y lo único que logras es acumular y acumular, generando problemas en tus finanzas personales y las del negocio. El peligro más grande: que la motivación inicial para salir adelante y crecer con un negocio apasionante para ti se convierta en trabajar por pagar deudas que, créenos, es muy tedioso. Es hora de que inicies tu negocio, ¡nosotros te decimos cómo!

¿Nuestro consejo?

Antes que nada, aprende a usar tu tarjeta de crédito. A las tarjetas de crédito hay que tenerles cuidado y respeto; procura tener control sobre ellas sin usarlas para pagar caprichos ni lujos. La forma de sacarles provecho, es con gastos sobre cosas necesarias y planeadas, que sabes con certeza que puedes pagar a un corto plazo. Lo que debes de saber antes de utilizar tu tarjeta de crédito

¿Cómo financiar un negocio?

pagar-un-negocio-con-tarjeta-de-credito-es-buena-idea-que-hacer.jpg

  1. Hay distintas formas mucho más inteligentes de poder mantener tu negocio. La primera, como ya dijimos, es tener un control sobre tus deudas. Vivirás mucho más en paz además de que es más probable que tus conocidos te ayuden con el financiamiento si saben que pagas deudas además de que tendrás mejor calificación en el Buró de Crédito.

  2. Rodéate de aquellos en quienes confías: tus familiares y amigos pueden ayudarte con el financiamiento. Los 5 pasos a considerar antes de pedirle dinero a tus papás

  3. Pide un préstamo: si tu calificación en el Buró es buena, no dudes en acudir a kubo.financiero para pedir un préstamo. Es una nueva forma de conectar inversionistas con proyectos por medio del Peer to Peer Lending y tus intereses serán menores que si gastaras con una tarjeta de crédito. Por supuesto que antes de eso te aconsejamos que tu idea se convierta en un negocio rentable.

  4. Educate: no aprenderás sobre el mundo del emprendimiento de la noche a la mañana. Para emprender, es necesario tener una estrategia eficiente y un plan. Para eso, no dejes de leer estos libros para emprendedores que te recomendamos. Además de eso, no dudes en buscar un mentor con experiencia en quien confíes y pueda ayudarte a sacar adelante tu idea.

¿Te animas a potenciar un negocio con un préstamo? Da click aquí:

Pide tu préstamo AQUÍ

¡Suscríbete al primer podcast de finanzas!

Suscríbete en itunes

Suscríbete en Spreaker

Isabel Gómez Aguado

Isabel Gómez Aguado

Amante de la lectura y las buenas historias. Soy editora web del blog de kubo.financiero porque quiero hacerte ver que no necesitas ser un profesional para tener tus finanzas bajo control.

Emprendimiento

Solicita tu préstamo
Empieza a invertir
New call-to-action

Suscribete a nuestro Blog