¿Qué pasa si no presento mi declaración anual?

Por fin se acercan esas tediosas fechas que a muchos nos causan un poco de ansiedad: los días de la declaración anual. Desafortunadamente, hay quienes deciden hacerse de oídos sordos, seguir con su trabajo y no presentar los trámites  debidos.

Si tú cuentas entre esos, ¡no lo hagas! Si apenas estás trabajando y tienes algo de miedo por no saber qué es eso de la declaración anual, no te preocupes. Estamos aquí para contarte qué es y lo que te puede pasar si decides no hacerlo. Saca pluma y papel y, ¡pon mucha atención!

¿Qué es la declaración anual?

La declaración anual es un documento oficial que presenta el reporte de las operaciones realizadas en el año ante el SAT. Se debe de presentar cada año antes del 30 de abril.

Te recomendamos leer: ¿En qué Afore estoy?

¿Quienes deben de hacer su declaración anual?

  • Si el año pasado tuviste ingresos de dos o más patrones a la vez.
  • Si recibes ingresos de honorarios.
  • Si tus ingresos son más de $400,000.
  • Si cambiaste de trabajo antes del 31 de diciembre del año pasado.
  • Si tuviste ingresos de actividades empresariales (industriales, agrícolas, ganaderas, etc.)
  • Los que enajenen o adquieran bienes.
  • Si tus empleadores no están obligados a retener impuestos.

Conoce más aquí.

¿Qué pasa si no presentas tu declaración anual?

Si te identificas con alguna característica de la lista anterior, busca a tu contador o encuentra la forma de preparar lo necesario para tu declaración.

La declaración anual es una obligación. Puede que si es tu primer trabajo no sepas mucho qué hacer, o que incluso te preguntes qué pasa si este año decides no presentarla. Te aconsejamos que te organices, ya que no presentar esa obligación podría causarte una multa.

Los recargos que se te pueden cobrar dependen de tiempo de atraso en pagar tu declaración anual. Consulta esta página para ver si tienes algún adeudo fiscal.

No creas que se trata de simples y pequeñas multas. Las penalizaciones pueden ir desde $1,400 hasta $17,370 por obligación no declarada. Mejor, ¡organízate!

Mientras tanto, recuerda seguir ahorrando mucho para alcanzar tus objetivos. ¿Quieres invertir y obtener buenos rendimientos? Regístrate aquí:

Invierte en kubo.plazofijo

Isabel Gómez Aguado

Isabel Gómez Aguado

Amante de la lectura y las buenas historias. Soy editora web del blog de kubo.financiero porque quiero hacerte ver que no necesitas ser un profesional para tener tus finanzas bajo control.

Finanzas personales

New call-to-action
Empieza a invertir

Suscribete a nuestro Blog