¿Quieres ser el cliente favorito de los bancos?

Recibe los beneficios de un excelente acreditado

 

Por Comparabien

¿Quién no se ha topado con algún “favorito” del grupo alguna vez? En la oficina, con el favorito del jefe; en el colegio, con el estudiante ejemplo de los profesores; o en casa, con el nieto favorito. Pues aunque no lo creas, los bancos o entidades financieras también tienen sus “clientes favoritos”, y volverse uno de ellos no tiene por qué ser un trabajo difícil. 

 

Pero, ¿qué pasa si eres un cliente al que los bancos ven con ojos de aprobación? Pues básicamente te otorgarán los créditos en menos tiempo, recibirás propuestas de nuevas tarjetas de crédito y te ofrecerán tasas de interés mucho más atractivas. Aunque no lo creas, lograr ser uno de estos clientes no es tan complicado, basta con que conozcas algunos secretitos. 

 

Cómo convertirse en el favorito

La clave está en tu historial crediticio. A los bancos y demás entidades financieras les interesa saber qué tan cumplido eres con tus deudas, qué tanto dinero pides prestado y cuáles son los productos financieros que has adquirido. Toda esta información y el desempeño que tuviste determinará si tu historial crediticio es positivo o negativo y cuánto puntaje te dan por él. 

 

No sucede de un momento a otro

Si tu objetivo es ser visto como un buen cliente por el banco, trabaja para crear una base de buenos hábitos financieros. Empieza estando al día en tus pagos, ya que esto es uno de los primeros puntos que los bancos toman en cuenta al momento de calificarte. 

 

Sin embargo, esto no significa que si estás endeudado no podrás cambiar tu calificación. De llegar a esta situación, debes tener paciencia y demostrar que tu comportamiento financiero es correcto. Por otro lado, no haber solicitado nunca un producto financiero, no es sinónimo de tener un buen historial crediticio, por el contrario, no sabrán quién eres, y por ende, no sabrán si eres un buen o mal cliente. ¿Cómo mejorar en ambas situaciones? teniendo buenos hábitos con tu dinero.

 

¿Qué puedes hacer para tener un buen puntaje?

Empieza por lo básico: paga a tiempo tus deudas. Recuerda las fechas de pago de tu tarjeta y créditos que tengas pendientes. Además, ten en cuenta la cantidad y variedad de productos financieros que adquieres. Por ejemplo, tener muchas tarjetas de crédito no es sinónimo de un buen historial crediticio, al contrario, esto no da una buena imagen a los bancos. 

 

Recuerda que tener un buen historial crediticio y ser visto como un buen cliente para los bancos depende solo de ti. Empieza a hacer los cambios que consideres necesarios para cumplir tus metas financieras y solicitar los servicios financieros sin problemas. 

Pide tu préstamo AQUÍ

 

ComparaBien

ComparaBien

Comparabien ayuda a las personas que buscan un servicio financiero a través de un proceso sencillo y fácil de comprender. El usuario descubre qué entidades le ofrecen los mejores beneficios y se adecúan más a su perfil de acuerdo al servicio que está buscando en un solo lugar y realizando el proceso desde su hogar.

bancos, finanzas personales

Solicita tu préstamo
Empieza a invertir

Suscribete a nuestro Blog