Los gastos hormiga te hacen perder hasta 18,000 al año

Los gastos hormiga te hacen perder hasta 18,000 al año

 

Los gastos hormiga son esas pequeñas compras y desembolsos a las que no les damos importancia, mucho menos sabemos a cuánto equivalen, pero le restan una buena parte a nuestros ingresos y sin darte cuenta afectan tus finanzas personales.

De acuerdo con la Comisión Nacional de Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), una persona puede llegar a gastar entre 16,000 y 18,000 pesos anuales en café, cigarros, refrescos, golosinas, comidas fuera de casa y propinas.

Pide tu préstamo AQUÍ

¿Cuáles son las fugas en tu presupuesto?

Aunque los típicos son el café y el refresco, si eres adicto a jugar la lotería o te encanta estar suscrito a plataformas de música y streaming como Netflix y Amazon Prime reflexiona si realmente usas todas. También revisa las aplicaciones que has descargado y depura aquellas que no usas, pues el día menos pensado te llegará el cargo por renovación. 

Incluso puede haber gastos hormiga en el hogar, un ejemplo común, es comprar más comida de la que generalmente consumes, o no revisar la alacena antes de ir al súpermercado y de pronto tener tres frascos de café.

Lee también: Cómo controlar mis finanzas

 

Algunos otros ejemplos de gastos hormiga 

  • Los intereses que pagas en tus tarjetas de crédito cuando no pagas a tiempo o incumples el pago de tu mensualidad.
  • Comisiones por tarjetas. Tener tarjetas de crédito te cuesta anualmente. ¿Realmente necesitas todas las que usas? Analiza los beneficios de la que más te cuesta y define si merece la pena mantenerla.
  • Retiros en cajeros. ¿Qué tan frecuente retiras dinero en cajeros de otros bancos? Planea mejor tus gastos semanales y procura tener el efectivo suficiente. 
  • Pago de servicios. Algunas instituciones cobran comisión por recibir el pago de servicios como agua, luz, teléfono, agua. Opta por aquellas alternativas gratuitas, incluso la domiciliación a tu cuenta bancaria. 

 

Cómo disminuir los gastos hormiga

Generalmente estos desembolsos son montos pequeños que parecen esporádicos, por lo que pasan desapercibidos y no se suelen incluir en el presupuesto de gastos, sin embargo, es importante averiguar cuánto estás gastando realmente en cada categorías. 

Anota diariamente todos los pesos que desembolsas y que no están en tu presupuesto de gastos. Monitoréalos durante dos o tres semanas, a fin de encontrar patrones de consumo. 

Te darás cuenta que lo que pensabas que era un café de vez en cuando, representa varios cientos de pesos a la semana y se ha vuelto un hábito. Si ya no puedes dar marcha atrás define un presupuesto (idealmente menor al que actualmente gastas) y ubícalo dentro de tu presupuesto mensual. 

Pide tu préstamo AQUÍ

Wendy Solis

Wendy Solis

Estratega editorial. Especialista en finanzas personales.

ahorro, finanzas personales, gasto hormiga, Gastos

Solicita tu préstamo
Empieza a invertir

Suscribete a nuestro Blog